El chocolate | Ochimanikia

Creo que el chocolate es uno de los alimentos que a más gente le gusta, está presente en la mayoría de postres, dulces, incluso también en recetas saladas.

Es un placer irresistible y necesario para muchos, pero a su vez muy reprimido por miedo a engordar, que salgan granos, etc.

Lo cierto es que el chocolate no es tan malo como pensamos, siempre y cuando lo integremos dentro de una dieta variada y saludable y elijamos muy bien el tipo de chocolate.

¿Pero qué es el chocolate? ¿De dónde sale?

Pues el chocolate es un producto procesado que está compuesto principalmente por tres ingredientes: cacao puro en polvo, manteca de cacao y azúcar.

No todos los chocolates son iguales y llevan estos ingredientes en la misma proporción.

Lo que tenemos que mirar siempre en las etiquetas, es el porcentaje de cacao que lleva, puesto a mayor cantidad de cacao, menor cantidad de azúcar… y aunque tenga un sabor más amargo y más intenso es más saludable.

Por tanto para no añadir azúcares a nuestra dieta, es mejor consumir directamente el cacao puro en polvo en cualquier elaboración como los batidos, tartas, postres, recetas saladas… lo que sea.

Como os he dicho antes, su sabor es puramente amargo, pero con poca cantidad será suficiente y es totalmente saludable.

Si os resulta muy complicado poder tomarlo en su estado puro por su fuerte sabor, recomiendo que al principio lo mezcléis con miel o algún endulzante natural y poco a poco ir reduciendo la cantidad de azúcar añadida. De esta manera iréis domesticando al paladar, os iréis acostumbrando a su sabor y acabaréis disfrutando realmente del sabor del cacao en su estado puro.

Tipos de chocolate

En el mercado podemos encontrar chocolates negro casi puros, con un 80-90 % de cacao, con un 70%, y otros con un 55% o menos, o con nada de cacao…es el caso del chocolate blanco, que como podréis imaginar se compone azúcar principalmente, manteca de cacao y leche.

Por tanto, vosotros mismos, pensar:  chocolate blanco, con leche, con saborizantes añadidos o un porcentaje bajo de cacao… SON SALUDABLES?

Los podemos comer cada día pero muy poquito? En una alimentación sana y equilibrada directamente NO DEBEMOS CONSUMIRLOS.

La base de una buena alimentación está en comer alimentos en su estado natural, y no me refiero a comerlos crudos, sinó que no hayan sido alterados o modificados industrialmente.

Cualquier alimento que haya sido procesado, ya no mantiene las mismas propiedades nutricionales que en su estado puro, y si añadimos endulzantes o saborizantes para hacerlo más apetecible, además estamos aportando a nuestro organismo unos nutrientes añadidos insanos y con el riesgo de crear adicción.

Ésta es la base principal, luego evidentemente hay que comer de cada tipo de alimento, las cantidades diarias aconsejadas.

 

Beneficios del cacao puro

El cacao puro está considerado como un súperalimento por sus cuantiosas propiedades.

Os voy a enumerar las principales:

. Es uno de los mayores antioxidantes (más que el vino o  el té verde)

. Rico en magnesio y hierro (minerales muy importantes para nuestro organismo)

. Aunque resulte algo rimbombante, es bueno para el control de la diabetes y de la obesidad, pero ojo, no malinterpretéis las palabras y baséis vuestra alimentación en cacao!!

. Buen regulador de la presión arterial y por tanto de nuestra salud cardiovascular.

. Es un gran pneuroestimulador, por lo que mejora la función de la memoria, buen aliado para prevenir el alzheimer.

. Mantiene una mayor elasticidad en nuestra piel.

. Efectos afrodisíacos y directamente relacionados con el aumento de la felicidad.

Como veis consumir cacao puro es bueno para nuestro organismo, pero con medida, puesto que abusar de él, puede crear adicción y ser perjudicial por su efecto estimulante.